Bello Abril

Nos pasan tantas cosas en la vida, que si aparece el sol hay que dejarlo pasar... Abril, otra vez, para que no tengamos soledad. Y las violetas que coronan tu tristeza y las guirnaldas de tu inmensa soledad sos tan hermosa que jamás vas a dejar de brillar así aquí o allá... Sos parecida a los planetas que se mueven por ahí que no podés parar ya nunca de girar... Para que no tengamos soledad... para que no tengamos nunca más soledad... Fito Paez.

Mi foto
Nombre: Abril Lech
Ubicación: Buenos Aires, Argentina

viernes, noviembre 16, 2007

Voto - De confianza

Decís a menudo:

-Es tu opinión. Vale un voto. Igual que la mía.

No es verdad.
Tu opinión para mi no vale un voto.
Vale mucho más.

En Derecho hay acreedores ordinarios y acreedores privilegiados. La causa del privilegio se basa en el tipo de relación con el deudor respecto del crédito obtenido, y de su relación con el objeto de su crédito. En virtud de ese privilegio cobran primero, por ejemplo, llegado el caso.

Los votos de nuestros seres amados son privilegiados. Valen más que un punto y poseen un peso específico propio y diferente al momento de hacerlos valer, o de tomar alguna decisión. Tu vida misma es un ejemplo constante de ello.

A veces sería bueno que así no fuera, como cuando nos pesan y determinan los mandatos familiares. Pero es. Mentalmente puedo disociar y desafectar mis votos. En la realidad el sentimiento tiñe todo y las opiniones de mis seres amados pesan mucho mas que las del resto.

Por eso.
Puede que para vos mi opinión valga un voto.
Para mi la tuya vale mucho más que dos.

Etiquetas:

21 Comments:

Anonymous Anónimo said...

Realmente interesante.
Lo que decis es tal cual, a uno las criticas de la familia, por ejemplo, le duelen mucho mas que la de un anonimo.
Por mas que uno quiera imponer la razon sobre el sentimiento e intente que el voto de cada uno valga "uno", seria negarse a lo que uno realmente vive y siente.

De la misma manera, es discutible si para uno su propio voto vale uno. Hay gente que siente que su voto vale mil, y otros que creen que vale cero. El voto de cada uno, creo yo, vale mas que el resto, pero no al punto de crear una dictadura de una sola opinion (la de uno). Cuanto uno mas le baja el valor a su propio voto mas aprende, siempre que despues lo sepa hacer subir de valor y no perderse en una falta de identidad completa, donde el ser es definido por las opiniones de los otros.

Pero es mi opinion, y vale un voto. O no...

12:08 p. m.  
Blogger IMAGINA said...

Qué buen post.
Es cierto que las relaciones condicionan el peso de las desiciones, de las palabras, de las entregas.
Bellísimo♥

12:11 p. m.  
Blogger MaLena Ezcurra said...

Concuerdo con vos, así es, ciertas cosas no se rigen por el uno más uno.
Y que bueno que así sea, saber que hay gente que es tan valiosa que con sólo estar,hacen que sus votos valgan doble.

Buen fin de semana, lindura.
Todo el sol.

2:47 p. m.  
Blogger jose fá said...

por supuestìsimo que sì... (y hay que ver que hay personas que no valen ni un voto, no se les debe conceder ni uno sòlo, lo que dicen algunos no deberìa contar, ni afectarnos, dolernos mucho menos)y las personas que nos aman y que amamos, o aquellas a quienes respetamos aùn sin conocerles que tienen privilegios en nuestro conteo ¡claro que sì!

Te abrazo, agradecida por tu post tan claro y motivador

4:09 p. m.  
Blogger fgiucich said...

Es, realmente muy interesante tu reflexiòn. Y para mì, querida amiga, tu opiniòn vale un Potosì. Abrazos.

4:26 p. m.  
Blogger Marieta said...

qué lindo encontrarte por aquí, que lindo que hayas aterrizado en mi página. estuve viendo un par de tus blogs...linda música, lindos poemas, lindas fotos...


qué lindo, qué lindo es Abril...qué falta tan grande que me hace en esta noche de invierno alemán.

besos que valen dos!

5:28 p. m.  
Blogger Ivan Avila said...

gracias por la visita

6:18 p. m.  
Blogger Unknown said...

La objetividad, ¿existe?, debe ser rara....

10:03 p. m.  
Blogger Unknown said...

AVRIL

MUCHAS GRACIAS POR SUS PALABRAS!!!
TODOS AGRADECIDOS!


QUE ESTÈ BIEN!!!


ADAL

9:42 p. m.  
Blogger Unknown said...

SIn esas personas, podríamos decir que aprendimos a vivir?. Creo que no, que ese voto, es el que nos empuja, nos ayuda a vivir...a crecer.
Familia, amigos, amores, con ese voto, nos dan esa "palmada", que es mas suave que la brisa, y mas fuerte que un tornado...porque nos hace sentir seguros para seguir.
Abrazos enormes!

(viste en el video del rio Paraná, el OVNI?).

11:46 p. m.  
Blogger el nombre... said...

El amor que depositamos en las personas hacen esa diferencia de valor del voto, dice doña Perogrulla...

Pero cada vez me doy cuenta más fácil, lo difícil que resulta aceptar esas "sencillas" verdades, y cuánto nos cuesta, a veces, desprendernos de esos votos, que no por ser "malintencionados", a veces, no nos sirven... Porque la opinión del otro, es del y para el otro!!!

lo que es "lo mejor", el "bien" (kantiano) para uno, no lo es para el que está al lado, enfrente, adelante, o detrás.

Y tantas veces, tantas, me traicioné a mí misma por escuchar con un volumen demasiado alto el voto del "otro"!!! que me da escalofríos de pensarlo.


Muy interesante tu post!!!!

Beso.

3:05 a. m.  
Blogger JUANAN URKIJO said...

¡Dios, Abril!... Has estado estupenda. Te doy desde luego mi voto, por la reflexión. Aunque no valga más allá de lo que es: una opinión, como dices. Pero tampoco menos.
Y un sentido beso.

6:26 a. m.  
Blogger TORO SALVAJE said...

Es la primera vez que oigo hablar de un sentimiento desde un punto de vista jurídico, resultó bello e inapelable.

Besos.

1:00 p. m.  
Blogger Unknown said...

Por supuesto que vale más para cada uno de nosotros la palabra de aquellos que queremos. Besos, amiga,
V.

2:33 p. m.  
Blogger Asesor Homeschooling para Chile said...

Por alguna razón este tu post me recuerda a algo famoso que dijo Voltaire, más o menos así: "Estoy totalmente en contra de lo que dices, pero daría mi vida peleando por tu derecho a decirlo".

Aunque el mundo está de cabeza, sigo creyendo que uno de los mejores regalos de Dios al hombre fue su libre albedrío.

Felicidades por este blog.

¡Saludos cordiales!

10:42 p. m.  
Blogger Abril Lech said...

* Tommy: Coincidimos totalmente. Muy inteligente tu reflexión, en especial es cierto que hay gente que se maneja como que su opinión vale por la del resto (típico de manipuladores, autoritarios y psicópatas), también otros que sienten que lo que opinan no vale nada. En todo caso tenés razón que los votos con afecto mediante tienen un valor no objetivo. Gracias!!! Un beso.

* Imagina: Lo cual muchas veces es una verdadera bendición.

1:52 p. m.  
Blogger Abril Lech said...

* Malena: Y sus votos duplican aún cuando no sean explícitamente emitidos. Es así. Gracias por pasar!!!!

* Josefa: Y yo recojo esta parte del comentarioq ue tan cierta es, que nos condiciona sin necesidad y que hace que muchas veces le entreguemos a otros nuestro propio "poder". Escribiste y recato: "y hay que ver que hay personas que no valen ni un voto, no se les debe conceder ni uno sòlo, lo que dicen algunos no deberìa contar, ni afectarnos, dolernos mucho menos" Gracias!!!

1:54 p. m.  
Blogger Abril Lech said...

* Fer: Guauuuuu, un Potosí es un montonazo!!! Gracias!!!

* Marieta: Gracias por venir, se de lo qe hablás. Pero todo pasa. El invierno también!

* Höichi: Igualmente...

* Adal: Me alegro!!!! No esperaba otra cosa de la barra!!!!

1:56 p. m.  
Blogger Abril Lech said...

* S: ¡No! Tengo que mirar ese video nuevamente.

* El Nombre: Yo también opino que una de las diferencias las hace el amor. No es la única, a veces hay personas que nos parecen una eminencia o a quienes admiramos. Pero claro que hay diferencia!

* Dedalus: Pero tampoco menos!

2:10 p. m.  
Blogger Abril Lech said...

* Toro salvaje: Me alegro que le guste, mas allá de lo jurídico.

* Poeta: Los afectos tiñen todas nuestras realidades. Son indicadores.

* St Jose: Me alegra que me visitaras y más aún con ese concepto de Voltaire, que defiende la libertad por sobre todas las cosas, la tolerancia y el derecho a la opinión. Gracias!

2:18 p. m.  
Blogger Ana said...

Me ha encantado tu reflexión: en contenido y en forma.
Una forma de amor, la relevancia reconocida al otro.

7:02 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home